31 dic. 2019

16 jun. 2019

Un estudio sube las muertes por contaminación al doble de las previstas

La contaminación del aire es más letal de lo que se calculaba hasta ahora. Un estudio publicado en el European Heart Journal duplica la estimación actual del número de muertes prematuras producidas por la contaminación del aire en el mundo: incrementa los 4,5 millones actuales a 8,8. Con estos nuevos cálculos, la polución sería más letal que el tabaco, que causa siete millones de muertos anuales indica la OMS. En Europa se producirían, añade el estudio, 790.000 fallecimientos de este tipo en todo el territorio y 659.000 en UE de los 28. De este total, entre el 40 y el 80% se deberían a enfermedades vasculares como ataques cardiacos y accidentes cerebrovasculares. Este factor de riesgo, supone que la esperanza de vida media de los europeos se reduce en más de dos años.

El método utilizado simula los procesos químicos atmosféricos y la forma en que interactúan con la tierra, el mar y los productos químicos emitidos por fuentes naturales y artificiales, como la generación de energía, la industria, el tráfico y la agricultura. Los científicos aplicaron a estos datos un nuevo modelo de exposición global y tasas de mortalidad, ademas de datos de la OMS sobre densidad de población, ubicaciones geográficas, edades, factores de riesgo de varias enfermedades y causas de muerte. (Ver más >)

¿Por qué no hay más autobuses eléctricos?

El urbanismo de las ciudades están cambiando en la dirección de respetar más el medio ambiente (Ya no se trata de voluntad, es necesidad). Sin embargo, si te paras un momento a observar el transporte público, en realidad, podrás ver que hay muy pocos autobuses eléctricos¿Dónde está el transporte sostenible?.

Por poner un ejemplo, si miramos la capital de España, Madrid. Tiene actualmente una flota de unos 2221 autobuses públicos (Incluyendo Ayuda Movilidad y Flota Auxiliar) y según la web de la EMT (Empresa Municipal de Transportes) solo el año pasado tenían 1,76% de autobuses totalmente eléctricos.

Si nos paramos a pensar un poco, el transporte es responsable aproximadamente de una cuarta parte de las emisiones mundiales. Aunque los autobuses públicos son solo una pequeña parte de la flota mundial de vehículos, la problemática principal, es que operan donde la gente está concentrada, así que nos tragamos más sus efectos.

Es evidente que tenemos muchas trabas para implantar un sistema de transporte público eléctrico y que debemos ser consciente de ello, pero, a día de hoy, y viendo que las ciudades cada vez están más contaminadas. Aquí, ya no se trata de una opción, sino más bien, de una obligación y que desde la política y las administraciones, deberán de poner una voluntad contundente si no queremos enfrentarnos a problema realmente serios para la salud de los ciudadanos.

15 jun. 2019

Cuando las renovables eran como la peste

El 8 de marzo de 2009 El País publicaba una entrevista con el entonces presidente de Gas Natural y Unión Fenosa (hoy Naturgy), Salvador Gabarró, en la que afirmaba que, “en esencia, el déficit de tarifa lo generan las energías renovables. Las subvenciones a la energía eólica y, sobre todo, fotovoltaica, son un disparate”. Gabarró añadía que “la energía solar es carísima. Si queremos muchas renovables, pues adelante. Pero seamos conscientes de que será caro. No podemos querer muchas renovables y querer también la tarifa más barata de Europa”.


El 21 de junio de 2010, Borja Prado, entonces presidente de Endesa dijo ante su Junta de Accionistas: “mientras unos cuantos se hacían de oro, nosotros hemos dado de comer a la bestia y ahora la bestia va a acabar con nosotros”. La bestia, claro, eran las renovables. “Toda nuestra parte técnica, que es de lo que vive Endesa, está virtualmente parada por culpa de las renovables, que tienen prioridad de entrada en la red”, y entran “con una prima bestial sobre el precio del pool que hay que pagar sí o sí”.

El 14 de octubre de 2013, Ignacio Sánchez Galán, presidente de Iberdrola, dijo en Onda Cero que la termosolar y la fotovoltaica son “tecnologías inmaduras y poco eficientes”, “cuestan 5.000 millones en primas y solo suponen el 5% de la producción de energía”, lo que obliga a “tener que cerrar otras centrales que sí son eficientes” (en referencia a los ciclos combinados de gas, que languidecían por la caída de la demanda). Y para dar fuerza a sus argumentos se ofreció a mantener un debate público “con los que quieran”. Debate que fue aceptado de inmediato por Anpier y al que el presidente de Iberdrola nunca respondió.

Nos alegra que los que ponían palos en las ruedas hayan abandonado el lado oscuro y estén de nuestra parte. Su enorme capacidad será fundamental para que la transición energética avance a buen ritmo, mientras se consolida un sector industrial que traerá buenas noticias para el empleo en España. 

Pero conviene no olvidar aquellos tiempos en los que las renovables eran como la peste. Y cuando mañana te plantees hacer una instalación de autoconsumo en tu casa, en tu bloque de pisos, en tu nave industrial, recuerda que algunos siempre estuvieron de este lado. Y que su empuje y su compromiso han doblegado a quienes pensaban que la energía solar era un disparate. (Ver más >)

El papa Francisco pide a las petroleras una «transición energética radical» para frenar el calentamiento global

El papa Francisco ha dicho que la fijación de precios del carbono es «esencial» para frenar el calentamiento global, su declaración más clara hasta el momento en el apoyo a la penalización de los contaminadores, y apeló a los negadores del cambio climático a escuchar la ciencia.

En un discurso a los ejecutivos del sector energético, también pidió un informe «abierto, transparente, basado en la ciencia y estandarizado» del riesgo climático y una «transición energética radical» lejos del carbono para salvar el planeta.

Muchos gobiernos utilizan los precios del carbono, a través de impuestos o planes de comercio de emisiones, para hacer que los consumidores de energía paguen los costos del uso de los combustibles fósiles que contribuyen al calentamiento global y para estimular la inversión en tecnología de bajas emisiones de carbono.

El Vaticano no dio a conocer los nombres de quienes se han reunido en estos días en el Vaticano bajo el lema «La transición energética y el cuidado de la casa común», pero fuentes de la industria dijeron que se creía que las compañías representadas eran los gigantes de la industria petrolera Eni, Exxon, Total, Repsol, BP, Sinopec, ConocoPhillips, Equinor y Chevron.

El papa Francisco advirtió de que «la actual crisis ecológica y en especial el cambio climático amenazan el futuro de toda la familia humana» y que durante mucho tiempo se han «ignorado, colectivamente, los frutos de los análisis científicas y las previsiones catastrofistas, que ahora no se pueden mirar con desprecio o ironía».

«Tenemos que reaccionar con responsabilidad considerando el impacto de nuestras acciones a corto y largo plazo», agregó el máximo responsable de la Iglesia católica. «No podemos permitir el lujo de esperar que otros lo hagan o dar prioridad a las ventajas económicas a corto plazo. La crisis climática nos pide una acción determinada ahora y aquí».

El Papa lamentó además que sean los pobres los que más sufren el impacto de la crisis climática y que «las futuras generaciones van a heredar un mundo muy estropeado».

«Nuestros hijos no tendrían por qué pagar el coste de la irresponsabilidad de nuestra generación. No es justo que tengan que pagar por nuestra responsabilidad», dijo el Papa. «El futuro es nuestro, gritan los jóvenes y tienen razón».

Ayer por la mañana, un grupo de jóvenes que apoyan la iniciativa de la adolescente sueca Greta Thumberg, a favor de huelgas escolares los viernes para llamar la atención sobre la emergencia climática, se manifestaron ante la basílica de San Pedro en el Vaticano.

No es la primera vez que el papa Francisco propone acciones para hacer frente a la crisis climática y, en concreto, en junio de 2018 ya reclamó a las empresas petroleras en una reunión similar que dejarán de seguir buscando nuevas reservas. (Ver más >)

14 jun. 2019

Noruega acuerda la mayor desinversión conocida en combustibles fósiles

El Fondo Soberano de Riqueza de Noruega, el más grande del mundo (con más de un billón en dólares en activos), va camino de ser cada vez más ecológico y ha emprendido una senda para desengancharse (aunque no totalmente) de los combustibles fósiles).

El Parlamento noruego ha votado y ratificado por unanimidad dar instrucciones al Fondo de Riqueza Soberana (el fondo de pensiones del gobierno noruego, también conocido como el Fondo del Petróleo) para que venda valores estimados en unos 7.500 millones de dólares de unas 150 empresas de petróleo y gas.

También ha dado el mandato de desinvertir miles de millones más en compañías de carbón. La renuncia al carbón puede alcanzar los 5.800 millones de dólares según las estimaciones de las oenegés.

Esto eleva el total estimado de las exclusiones de carbón, petróleo y gas a más de 13.000 millones de dólares.

El Fondo también está autorizado a invertir hasta 20.000 millones de dólares en energías renovables (2% del fondo), principalmente en proyectos eólicos y solares en los mercados desarrollados.

“Más allá de aislar su cartera contra la inevitable y permanente caída del precio del petróleo, la decisión de Noruega pone en conocimiento de la industria de los combustibles fósiles que el dinero inteligente está en las energías renovables: El compromiso histórico de Noruega de invertir miles de millones de dólares en proyectos solares y eólicos es sólo una muestra de lo que vendrá cuando los inversores se desprendan del pasado e inviertan en el futuro”.

La UE debe generar más energía eólica y solar para 2020, advierte el TCE

El objetivo de la UE para 2020 es que una quinta parte de su energía proceda de fuentes renovables para uso eléctrico, calefacción y refrigeración y transporte.

Entre 2005 y 2017, la producción de energía renovable en la Unión Europea se duplicó desde el 15 % hasta casi el 31 %, aunque el crecimiento se ralentizó a partir de 2014, destaca el informe.

El estudio ha evaluado casos en Alemania, Grecia, España y Polonia y su efectividad en el uso del soporte financiero para la producción de energía eólica y solar.

En estos países se concentra casi el 50 % del total del Fondo Europeo de Desarrollo Regional y del Fondo de Cohesión destinado a la energía eólica y solar para los periodos de 2007-2013 y 2014-2020 y, respectivamente, el 52 % y 47 % de la capacidad eólica y solar fotovoltaica de la UE.

En el caso de España, entre 2005 y 2017 la cuota en el uso de energías renovables pasó del 8,4 % al 17,5 %, mientras que su objetivo para 2020 es alcanzar una cuota del 20 %.