23 jul. 2018

La Ley de Cambio Climático de Baleares impulsa el autoconsumo compartido y simplifica la venta de excedentes


El Consejo Asesor de la Energía de Baleares acaba de dar luz verde al anteproyecto de Llei de Canvi Climàtic y Transició Energètica, que marca como objetivo unas islas 100% renovables en el año 2050. La ley establece un abanico de hitos que habrá de ir superando el archipiélago, por el que no podrán circular vehículos diésel en 2025. Cinco años después, en 2030, los objetivos son también muy ambiciosos: 35% de energías renovables (o sea, diez veces más que ahora); 23% de reducción de consumo energético y 40% de reducción de emisiones. 


El Gobierno informa: las principales medidas de la ley son las siguientes
1.- Fomento de las energías renovables
Potenciar el uso generalizado de las energías renovables es uno de los principales objetivos y se concreta en determinadas obligaciones como, por ejemplo, la de instalar placas solares en grandes aparcamientos y en las nuevas edificaciones.

• En el caso de los aparcamientos, se han introducido modificaciones respecto del planteamiento inicial. Están obligados a incorporar placas solares los aparcamientos nuevos de más de 1.000 metros cuadrados y los existentes de más de 1.500 metros cuadrados.

• En los nuevos edificios de más de 1.000 metros cuadrados o en aquellos en que se haga un cambio de uso o reforma integral, con la excepción de si la cubierta es de fibrocemento, también deberán incorporarse placas solares.

Las edificaciones aisladas sólo se podrán suministrar energéticamente con renovables.

El Gobierno balear quiere impulsar el autoconsumo compartido y el balance neto mediante "mecanismos de colaboración que simplifiquen la facturación de la venta de excedentes de instalaciones de autoconsumo".

Durante la transición, las centrales térmicas de Menorca (gasóil y fuel) e Ibiza (fuel) pasarán a ser de gas natural.

2.- Cierre progresivo de las centrales contaminantes

3.- Movilidad sostenible
-prohibición circulación coches y motos diesel a partir de 2025 (excepto los ya existentes en Baleares)
-prohibición circulación coches, motos, furgones y furgonetas contaminantes (incluye gasolina) a partir de enero de 2035.
-inclusión progresiva y obligada de vehículos eléctricos en las flotas de los rent a car partir del 2020 (2% inicial) hasta el 100% en 2035.